síntomas Tag

Hoy quería seguir explicando un poco más sobre el síndrome de dolor femoropatelar, o condromalacia rotuliana. En la entrada anterior hacíamos una pequeña introducción de esta patología, repasando los factores de riesgo y comentando por encima algunos de los síntomas más comunes, pero hoy me voy a centrar más aún en esta parte, para que no te quede ninguna duda y que con tu información más el diagnóstico correcto del Fisioterapeuta, se llegue a un correcto tratamiento y curación del proceso.

Antes de continuar, seguramente te habrás dado cuenta de que no hemos hablado hasta ahora de las pruebas complementarias como las radiografías, resonancias magnéticas y ecografías, y esto se debe principalmente a dos puntos que te voy a explicar a continuación.

Quizás no te suene el nombre de Síndrome de Dolor Femoropatelar, como tampoco Síndrome de Hiperpresión Rotuliana Externa, pero si te digo Condromalacia Rotuliana seguro que la cosa cambia y te recuerda a lo que te han dicho que te pasa en la rodilla. Bien, te preguntarás sobre el porqué de tanta y tan diversa terminología, y esto tiene que ver en cómo ha ido evolucionando el conocimiento de esta patología musculoesquelética. Es una historia larga y curiosa que vamos a dejar para otra ocasión. Hoy hablaremos de los síntomas.

Tal y como explicamos en un post anterior que hablaba sobre los factores de riesgo de las tendinopatía (tendinitis), lo que a priori parece un problema de tendón a veces no lo es y puede llegar a confundir incluso a los profesionales que estamos acostumbrados a tratar este tipo de patologías.

 

El diagnóstico de una tendinopatía no siempre será a través de una resonancia o una ecografía, de hecho, en muchas ocasiones se detectan tendones con mucha degeneración en pacientes que no han tenido nunca ningún tipo de dolor y viceversa, podemos encontrar pacientes con mucho dolor y que no presentan ninguna señal degenerativa en las pruebas de imagen. Lo más importante serán los síntomas. Estos son los tres principales.